GANA DINERO CON TU E-MAIL

 

 

Viernes, 24 de marzo de 2006
Imagen

Y COMO fu? nacido Jes?s en Bethlehem (BEL?N) de Judea en d?as del rey Herodes, he aqu? unos magos vinieron del oriente ? Jerusalem, Diciendo: ?D?nde est? el Rey de los Jud?os, que ha nacido? porque su estrella hemos visto en el oriente, y venimos ? adorarle. Y oyendo esto el rey Herodes, se turb?, y toda Jerusalem con ?l. Y convocados todos los pr?ncipes de los sacerdotes, y los escribas del pueblo, les pregunt? d?nde hab?a de nacer el Cristo. Y ellos le dijeron: En Bethlehem de Judea; porque as? est? escrito por el profeta: Y t?, Bethlehem, de tierra de Jud?, No eres muy peque?a entre los pr?ncipes de Jud?; Porque de ti saldr? un guiador, Que apacentar? ? mi pueblo Israel. Entonces Herodes, llamando en secreto ? los magos, entendi? de ellos diligentemente el tiempo del aparecimiento de la estrella; Y envi?ndolos ? Bethlehem, dijo: Andad all?, y preguntad con diligencia por el ni?o; y despu?s que le hallareis, hac?dmelo saber, para que yo tambi?n vaya y le adore.

Y ellos, habiendo o?do al rey, se fueron: y he aqu? la estrella que hab?an visto en el oriente, iba delante de ellos, hasta que llegando, se puso sobre donde estaba el ni?o. Y vista la estrella, se regocijaron con muy grande gozo. Y entrando en la casa, vieron al ni?o con su madre Mar?a, y postr?ndose, le adoraron; y abriendo sus tesoros, le ofrecieron dones, oro, ? incienso y mirra. Y siendo avisados por revelaci?n en sue?os que no volviesen ? Herodes, se volvieron ? su tierra por otro camino. (Mateos CAP 2)

LA REALIDAD HIST?RICA

Al leer esto solo se sabe que los magos eran varios, no sabemos ?l numero, y que adoraron al ni?o Jes?s ofreci?ndole presentes y luego de un sue?o se volvieron a su patria. ?C?mo entonces pasaron de magos a reyes?, ?magos de que?, ?reyes de donde y por que?.

En el texto de Mateo no se responde a nada de ello, tampoco en el resto del Nuevo Testamento. En un principio su numero era indeterminado. Las representaciones art?sticas son las que le fueron dando su actual numero y apariencia. En el siglo III se los representaba como dos, en las catacumbas romanas hasta el siglo IV aparec?an dos o cuatro magos, seg?n los casos; la media docena tampoco falt? en algunas pinturas. En la iglesia siria y armenia se defendi? la docena de magos puesto que, seg?n ellas, los magos prefiguraban los doce ap?stoles y representaban a cada una de las tribus de Israel. Para la iglesia copta (de Egipto) eran sesenta y citaban los nombres de mas de una docena de ellos.

Finalmente en el primer cuarto del siglo III, el citado Or?genes afirmo que los magos hab?an sido solo tres, despu?s de todo Mateo solo sita tres presentes (Incienso, Mirra y Oro). En el siglo IV, de modo progresivo, comenz? a prevalecer el n?mero de tres. Durante los dos primeros siglos solo fueron magos, el "reyes magos" vendr?a despu?s. Como la practica de la magia estaba prohibida por los textos b?blicos y el concepto de magos adquiri? r?pidamente un significado peyorativo, no se considero edificante que sujetos de tan dudosa reputaci?n deambulasen por el portal de Bel?n. Ya en el siglo III, esta imagen fue abolida por el te?logo Quinto Tertuliano (c. 160-220), que fue el primero en denominarlos reyes, ?l dijo "se ha sostenido que los Magos eran reyes de Oriente". Nadie hab?a sostenido tal cosa antes de ?l, pero eso era un detalle sin importancia para un cristiano consiente de su deber.

Sus nombres no aparecieron sino hasta el siglo VI. Aparecen en un mosaico bizantino del 520 aproximadamente localizado en Ravena, Italia. En el figura una leyenda sobre los tres magos que dice "+SCS BALTHASSAR +SCS MELCHIOR + SCS GASPAR", eso es, sagrad?simos o venerad?simos Baltasar, Melchor y Gaspar.

El primero es Baltasar, de 30-40 a?os, con barba oscura, lleva en sus manos un recipiente para mirra; Melchor, como de 20-25 a?os y sin barba, transporta una bandeja para incienso; y Gaspar de mas de 50 a?os, con pelo y barba largos y blancos, presenta una canasta con oro. Todos son blancos, ninguno se ha convertido en negro.

Otra descripci?n de los Reyes Magos da el erudito te?logo anglosaj?n Beda el Venerable (675-735) dice as?: "El primero de los magos fue Melchor, un anciano de larga cabellera blanca y luenga barba (...) fue ?l quien ofreci? el oro, s?mbolo de la realeza divina. El segundo, llamado Gaspar, joven, imberbe, de tez blanca y rosada, honro a Jes?s ofreci?ndole el incienso, s?mbolo de la divinidad. El tercero llamado Baltasar, de tez morena" (no negro)", testimonio ofreci?ndole mirra, que significaba que el Hijo del hombre deb?a morir." Los tres nombres que se les asigno son tan arbitrarios y ficticios como los que se les dio en otra parte del orbe cristiano: Apellicon, Amerim y Serakin entre los griegos; Kagpha, Badalilma y Badadakharida en Siria; Ator, Sater y Paratoras en Etiop?a, etc.

Sus supuestas edades no fueron menos irreales y cambiaban substancialmente en funci?n de los gustos particulares de cada artista que los representaba. Finalmente, en el siglo XV, Petrus de Natalibus fij? que Melchor tenia sesenta a?os, Gaspar cuarenta y Baltasar veinte. Baltasar no fue negro hasta el siglo XVI. En este siglo las nuevas necesidades ecum?nicas de la Iglesia cat?lica llevaron a implantar un simbolismo in?dito, identificando a los tres magos con los tres hijos de No? (Sem, Cam y Jafet) que, seg?n el Antiguo Testamento, representaban las tres partes del mundo y las tres razas humanas que lo poblaban, seg?n se cre?a en esos d?as. De este modo, Melchor, el anciano de cabello y barba canos, pas? a simbolizar a los herederos de Jafet, eso es a los europeos, y ofreci? al Ni?o divino el noble oro; Gaspar, rubio y lampi?o, representar?a a los semitas de Asia y su don era el preciado incienso; Baltasar, negro y barbado, personificar?a a los hijos de Cam, los africanos, participando de la adoraci?n universal con su entrega de mirra.

Los americanos o los chinos y japoneses, hubo que ignorarlos porque no se pod?an inventar nuevos reyes y menos inventarles nuevos hijos a No?. El ?nico intento fue el de una pintura portuguesa en la cual se remplazaba al rey negro Baltasar por un jefe indio amaz?nico. El festejo de los reyes magos no se conmemoro sino hasta el siglo V en Occidente. Se eligi? el d?a 6 de enero para conmemorar la Epifan?a, la manifestaci?n de Jes?s al mundo a trav?s de los reyes magos, su bautizo en el Jord?n y el milagro de las bodas de Canaan.

Su destino, tras la adoraci?n, fue incierto. San Mateo s?lo dice que regresaron a su pa?s por otro camino para burlar a Herodes. La tradici?n piadosa afirma que fueron disc?pulos de Santo Tom?s. Otros afirman que fueron consagrados obispos y murieron martirizados hacia el a?o 70 de nuestra era. Sus supuestas reliquias fueron transportadas de Mil?n a Colonia en el siglo XII, donde a?n hoy son veneradas en un relicario bizantino de la catedral de esa ciudad alemana.

Otro de los enigmas de los Reyes Magos m?s estudiados es la naturaleza del brillante astro que les condujo hasta el pesebre de Jes?s. Para muchos autores no era sino un cometa o meteoro luminoso. Hay quien mantiene que pudo tratarse del cometa Halley. Kepler, en 1606, afirm? que pudo nacer de la conjunci?n triple de dos planeta, Saturno y J?piter, en la constelaci?n de Piscis, pero para interiorizarte de esto, encontrar?s el articulo sobre la estrella de Bel?n, publicado en este sitio..

Por ?ltimo, en la biblioteca de la Universidad de Salamanca se encuentra un curioso c?dice del siglo XV, titulado Historia de los Reyes Magos. Plagado de citas del Antiguo Testamento, relata la trayectoria de estos durante y despu?s de la adoraci?n. Destaca el episodio de las tentaciones que sufrieron los tres Reyes a cargo de Satan?s.

GANA DINERO CON LA PUBLICIDAD DE TU CORREO ELECTRONICO.

GANA DINERO RECIBIENDO E-MAILS, NO ESPERES A QUE TE LO CUENTEN, CUENTALO TU Y GANA DINERO CON ELLOS.

PINCHA AQUI



?Recomienda esta p?gina a tus amigos!
cortesia de miarroba.com






(0)  | Enviar