GANA DINERO CON TU E-MAIL

 

 

Domingo, 04 de noviembre de 2007
Poniendo puntos cu?nticos en un cristal fot?nico especialmente dise?ado, investigadores de la Universidad de Illinois han demostrado que se refuerza la intensidad de la fluorescencia por un factor de 108. Las aplicaciones potenciales incluyen diodos emisores de luz de alto brillo, interruptores ?pticos y biosensores de alta sensibilidad personalizados.

Los investigadores est?n empleando cristales fot?nicos de una manera nueva. Los sintonizan a la longitud de onda espec?fica de un l?ser que estimula los puntos cu?nticos, lo que permite utilizar la energ?a m?s eficientemente y aumentar el brillo.

Un punto cu?ntico es una diminuta porci?n de material semiconductor de 2 a 10 nan?metros de di?metro. Cuando es iluminado con luz ultravioleta, invisible para el ojo humano, el punto cu?ntico emite luz visible.

Para reforzar la fluorescencia, Brian Cunningham y sus colegas de la Universidad de Illinois empiezan por crear hojas pl?sticas del cristal fot?nico. Entonces pegan puntos cu?nticos disponibles comercialmente, en la superficie del pl?stico.

Ellos dise?aron el cristal fot?nico para capturar con eficiencia la luz de un l?ser ultravioleta y concentrar su intensidad dentro de la superficie donde est?n ubicados los puntos cu?nticos.

La absorci?n reforzada de los puntos cu?nticos es la primera mejora que lograron. La emisi?n dirigida y reforzada desde los puntos cu?nticos constituye la segunda.

Los puntos cu?nticos normalmente emiten la luz en todas direcciones. Sin embargo, como los puntos cu?nticos de los investigadores est?n depositados sobre un cristal fot?nico, la energ?a puede dirigirse hacia la direcci?n que se desee, por ejemplo hacia un detector.

Aunque lo que ahora acaban de presentar formalmente los investigadores es la mejora de la intensidad de la fluorescencia por un factor de 108, con respecto a la de los puntos cu?nticos depositados sobre una superficie sin patr?n, los experimentos m?s recientes (no publicados) han alcanzado un factor de 550.

El brillo reforzado hace factible el uso de cristales fot?nicos y puntos cu?nticos en numerosas aplicaciones con biosensores, para detectar desde ADN y otras biomol?culas, hasta c?lulas cancerosas, esporas y virus. Tambi?n pueden ser posibles aplicaciones m?s sofisticadas, como la medicina personalizada basada en el perfil gen?tico de un individuo.