GANA DINERO CON TU E-MAIL

 

 

Mi?rcoles, 07 de noviembre de 2007
La Gran Nube de Magallanes y la Peque?a Nube de Magallanes son dos de las galaxias vecinas m?s cercanas a la V?a L?ctea, y ofrecen una vista imponente desde el hemisferio sur. Fueron nombradas as? despu?s de que el navegante Fernando de Magallanes explorase las aguas meridionales en el siglo XVI. Durante cientos de a?os, estas galaxias han sido consideradas sat?lites de la V?a L?ctea, atadas gravitatoriamente a nuestra galaxia. Un nuevo estudio muestra que las Nubes de Magallanes llegaron recientemente y que ?sta es su primera visita al vecindario de la V?a L?ctea.

Aunque a ojo desnudo parecen nubes que brillan con intensidad, ambas son galaxias irregulares. La Gran Nube de Magallanes se localiza aproximadamente a 160.000 a?os-luz de la Tierra. Tiene un di?metro de cerca de una vig?sima parte del de nuestra galaxia y contiene cerca de un d?cimo de sus estrellas. La Peque?a Nube de Magallanes est? ubicada a unos 200.000 a?os-luz de la Tierra. Es cerca de diez veces m?s peque?a que su compa?era y unas cien veces m?s peque?a que la V?a L?ctea.

A principios de este a?o, astr?nomos del Centro para la Astrof?sica (CfA), gestionado conjuntamente por la Universidad de Harvard y el Instituto Smithsoniano, divulgaron mediciones tridimensionales de la velocidad de las Nubes de Magallanes a trav?s del espacio, con la mayor exactitud nunca antes lograda. Las velocidades resultaron ser anormalmente altas. Se propusieron dos explicaciones.

Una es que la V?a L?ctea tiene una masa mayor de lo que se pensaba.

La otra es que las Nubes de Magallanes no est?n vinculadas gravitatoriamente a la V?a L?ctea. An?lisis adicionales de la investigadora Gurtina Besla (CfA) y sus colegas han verificado ahora la validez de la segunda explicaci?n. La trayectoria parab?lica calculada para las Nubes, bas?ndose en las velocidades observadas, demuestra que ambas est?n en su primer paso por la V?a L?ctea.

Este resultado conlleva varias implicaciones. Por ejemplo, como galaxia espiral la V?a L?ctea tiene un gran disco gaseoso entremezclado con miles de millones de estrellas. Se sabe que el disco gaseoso est? combado perceptiblemente, prolong?ndose cerca de 10.000 a?os-luz por encima y por debajo del plano de la galaxia. Las teor?as propuestas anteriormente por los astr?nomos dec?an que las mareas gravitatorias debidas a pasos anteriores de las Nubes de Magallanes causaron esta deformaci?n. Sin embargo, puesto que las Nubes llegaron hace s?lo entre mil y tres mil millones de a?os, resulta improbable que hayan sido la fuente de la deformaci?n.

Hay otro enigma relacionado con las Nubes de Magallanes en s? mismas. Una larga estela de gas hidr?geno llamada la Corriente de Magallanes se extiende detr?s de las Nubes, a lo largo de 100 grados en el cielo desde el punto de vista de la Tierra. Algunos astr?nomos sugirieron que la Corriente de Magallanes se form? debido a la marea gravitatoria ocasionada por interacciones entre las Nubes y la V?a L?ctea. Otros propusieron que el hidr?geno fue extra?do de las Nubes por la presi?n del gas en su paso a trav?s del medio mucho m?s tenue que rodea nuestra galaxia. El nuevo escenario de un primer paso elimina ambas teor?as.

"Nos han dejado con un verdadero misterio", subraya Besla. "Una respuesta ha conducido a muchas m?s preguntas".

Por ?ltimo, la historia de la formaci?n de estrellas en ambas Nubes debe ser revisada. En vez de una tasa m?s o menos constante de nacimientos de estrellas como la de la V?a L?ctea, las Nubes de Magallanes han experimentado varios episodios de formaci?n estelar multitudinaria intercalados con periodos largos de inactividad. La explicaci?n m?s obvia parec?a ser que esos episodios intensos de formaci?n de estrellas coincid?an con los supuestos pasos de las Nubes cerca de la V?a L?ctea. Ante el hallazgo efectuado en la nueva investigaci?n, esta explicaci?n ya no es v?lida. La causa m?s probable para esos episodios de formaci?n estelar masiva parece ser, por tanto, las interacciones entre ambas Nubes.
(0)  | Enviar