GANA DINERO CON TU E-MAIL

 

 

Mi?rcoles, 23 de febrero de 2011

Una tormenta geomagn?tica espacial desatada por una erupci?n solar, como la que estall? en direcci?n a la Tierra la semana pasada, podr?a causar estragos en un mundo moderno cada vez m?s dependiente de los aparatos electr?nicos, seg?n expertos.

La sociedad contempor?nea es cada vez m?s vulnerable al clima espacial debido a su dependencia a sistemas v?a sat?lite para sincronizar ordenadores, sistemas navegaci?n a?rea, redes de telecomunicaciones y otros equipos electr?nicos.

Una tormenta solar potente podr?a alterar estas tecnolog?as, chamuscar los sat?lites, generar grandes ca?das en las bolsas de valores y causar cortes de energ?a que podr?an durar semanas o meses, se?alaron este fin de semana expertos en la reuni?n anual de la asociaci?n estadounidense para el avance de la ciencia.

La situaci?n se torna a?n m?s grave porque el ciclo solar se dirige, en los pr?ximos 11 a?os, a un per?odo de actividad m?s intensa.

"No se trata de si va a ocurrir, sino de cu?ndo va a ocurrir y qu? tan grande ser?", dijo Jane Lubchenco, de la administraci?n nacional oce?nica y atmosf?rica (NOAA, por sus siglas en ingl?s).

"La ?ltima vez que tuvimos un ciclo solar de intensidad m?xima, hace unos 10 a?os, el mundo era un lugar muy diferente. Ahora, los tel?fonos m?viles son ubicuos; antes claro que hab?a algunos, pero no cont?bamos con ellos en tantos sentidos como sucede actualmente", dijo.

"Muchas de las cosas que damos por sentadas hoy en d?a son mucho m?s vulnerables al clima espacial de lo que ocurr?a cuando tuvimos el ?ltimo per?odo solar m?ximo".

Los expertos admitieron que, en la actualidad, no se puede hacer demasiado para predecir tales tormentas y mucho menos proteger la red el?ctrica del planeta, m?s all? de apagar la energ?a en algunas zonas vulnerables hasta que pase el peligro.

Pero "por favor no entren en p?nico", advirti? Stephan Lechner, director del centro de investigaci?n conjunta de la Comisi?n Europea, causando hilaridad entre cient?ficos y periodistas del p?blico. "Exagerar las cosas s?lo las empeorar?".

El tal?n de Aquiles de la era moderna son los sistemas de posicionamiento global, o aparatos GPS, que proporcionan ayuda para la navegaci?n y geolocalizaci?n, pero adem?s sirven como sincronizadores de tiempo real en redes de ordenadores y equipos electr?nicos, dijo Lechner.

"Los GPS son muy ?tiles y crearon una nueva dependencia", dijo Lechner, recordando que la influencia de esta tecnolog?a se extiende a la industria aeroespacial y a la defensa, a la tele y radiodifusi?n digital, a los servicios financieros y a las agencias de gobierno.

Gobiernos del mundo trabajan en estrategias de cooperaci?n y transferencia de informaci?n de cara a la pr?xima tormenta solar, aunque los especialistas reconocen que no pueden anticipar cu?ndo va a ocurrir. "En realidad no podemos predecir si habr? una gran tormenta dentro de seis meses, pero s? podemos advertir cu?ndo las condiciones son perfectas para que ocurra una tormenta", dijo Juha-Pekka Luntama, de la agencia espacial europea.

El martes pasado, a la 01H56 GMT, una enorme erupci?n solar, la mayor en cinco a?os, envi? un torrente de plasma ionizado hacia la Tierra a una velocidad de 900 Km/segundo. La erupci?n encendi? auroras y perturb? algunas comunicaciones radiales, pero los efectos se limitaron en gran medida a latitudes boreales.

"En realidad, result? que esta vez est?bamos bien protegidos. Los campos magn?ticos estaban alineados en paralelo, as? que no ocurri? nada grave", dijo Luntama. "De lo contrario, las cosas habr?an sido muy distintas".

En 1972, una tormenta magn?tica resultante de una erupci?n solar sumergi? en la oscuridad a seis millones de personas en Quebec, Canad?.


(0)  | Enviar